News features and technical articles about the evolution of aquaculture, one of the world’s fastest growing industries.

Mercado a la industria, gobiernos: Solucionen las enfermedades del camarón

Lauren Kramer

Sustainable Fisheries Partnership dice que se necesita urgentemente un plan de prevención internacional para salvaguardar las cadenas de suministro

shrimp diseases
La industria asiática del camarón cultivado ha perdido alrededor de US$ 20.000 millones durante la última década como resultado de enfermedades. Imagen de Shutterstock.

El mercado internacional de productos del mar emitió una súplica sincera a la cadena de suministro de camarón el mes pasado. Su mensaje: el control de la gestión de las enfermedades del camarón es crucial, y sin un plan coordinado las nuevas enfermedades continuarán causando estragos en la cadena de suministro, como lo han hecho durante las últimas dos décadas.

El mensaje fue emitido en una carta a los directores de acuacultura de los gobiernos de China, Indonesia, Vietnam, Tailandia e Indonesia por la Asociación de Pesca Sostenible (SFP, Sustainable Fisheries Partnership); fue firmada por 19 miembros de la Mesa Redonda de la Cadena de Suministro de Camarón Cultivado en Asia, entre ellos Waitrose & Partners, Sainsbury’s, Fishin ‘Company, UK Seafood Industry Alliance, Tesco y SeaFresh Group.

Las empresas expresaron una preocupación colectiva por las nuevas enfermedades como DIV1 y HPTV (virus de la translucencia hepatopancreática) y por el posible movimiento de postlarvas enfermas de los criaderos a los estanques de engorde, lo que resulta en una transmisión generalizada de estas y otras enfermedades.

Anton Immink, director de acuacultura de SFP, dijo que la mesa redonda está apoyando actualmente cuatro proyectos de mejora de la acuacultura en Asia con respecto a enfoques coordinados de gestión de enfermedades: tres en Tailandia y uno en Indonesia. Cada proyecto cuesta entre $100.000 y $150.000 por año e involucra a la mayoría de los productores de una provincia y a los respectivos agentes de gobierno. El objetivo general es iniciar proyectos adicionales e involucrar proactivamente a los gobiernos de esos países para mejorar la forma en que manejan los riesgos de enfermedades.

“Uno de los desafíos que enfrentamos constantemente es que los gobiernos y las industrias no cuentan con planes de respuesta de emergencia para un brote de enfermedad en las granjas camaroneras,” dijo. “Si bien se han adherido a las directrices internacionales emitidas por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), no son sólidas cuando se trata de seguir o hacer cumplir las directrices por las presiones económicas de querer crecer. Por eso, les pedimos un fortalecimiento general de las buenas prácticas y queremos trabajar con ellos para desarrollar un plan sobre quién tomará qué medidas si se produce un brote.”

Immink sostuvo que las enfermedades siguen siendo el mayor problema para la industria del camarón y, sin embargo, cada año no se hace nada para mejorar el control de la gestión de enfermedades.

“Hay lecciones que podemos aprender del COVID-19 sobre este tema: cuando una enfermedad se convierte en pandemia, interrumpe por completo la cadena de suministro. Enviamos esta carta como una sugerencia, para decir que la enfermedad sigue siendo un problema y que todos tienen la responsabilidad de hacer lo correcto.” dijo él. “Los productores deben cooperar y la certificación juega un papel importante, pero debe haber un sistema de vigilancia completo para las pruebas, el seguimiento y la localización de enfermedades, y los gobiernos son típicamente las entidades que administran esos sistemas.”

Tiene perfecto sentido económico tener un plan en marcha, agregó. En 2015, Andy Shinn, científico principal del Fish Vet Group, examinó los costos de producción del camarón en Tailandia y las pérdidas de camarón en ese momento por el síndrome de mortalidad temprana (también conocido como enfermedad de necrosis hepatopancreática aguda o AHPND). Shinn estimó que la industria asiática del camarón ha perdido al menos US$20.000 millones durante la última década como resultado de enfermedades.

“La industria del cultivo de camarón tiene un valor de decenas de miles de millones de dólares cada año; sin embargo, estos gobiernos gastan casi cero en el manejo de enfermedades, que es la mayor amenaza para el suministro constante y los retornos económicos,” dijo Immink.

Justin Baugh, director de ventas de Fishin ‘Company, uno de los firmantes de la carta, dijo que un posible brote de enfermedad causaría interrupciones tan sustanciales en la cadena de suministro que llevaría años recuperar la producción de una región afectada: “Diversificación de las líneas de suministro toma tiempo y agrega costos sustanciales a los productos,” dijo.

las enfermedades del camarón
Sustainable Fisheries Partnership está apoyando cuatro proyectos de mejora de la acuacultura en Asia con respecto a enfoques coordinados de gestión de enfermedades. Foto de Pau Badia, cortesía de SFP.

La mejor estrategia es la prevención. A medida que la acuacultura se vuelve más vital para proporcionar proteínas saludables y sostenibles a la población mundial, la gestión eficaz de las enfermedades debe ser una prioridad. Financiar estos proyectos de manera significativa y sostenible es esencial. La planificación debe comenzar con las agencias gubernamentales para formular planes de manejo de enfermedades que aborden problemas o preocupaciones sistémicas. Al mismo tiempo, nuestra industria debe estar alerta para defender estos cambios.”

Baugh sugirió que los fondos para estos esfuerzos sean sufragados por la industria con la ayuda de fundaciones que comparten su visión de un plan coordinado de manejo de enfermedades.

“Los gobiernos de Asia tienen la capacidad, los fondos, la educación y las habilidades para crear y regular planes de manejo de enfermedades.” dijo. “Es esencial que la industria respalde toda la cadena de suministro alentando a los gobiernos a reconocer y abordar estas necesidades.”

La mejor estrategia es la prevención. A medida que la acuacultura se vuelve más vital para proporcionar proteínas saludables y sostenibles a la población mundial, la gestión eficaz de las enfermedades debe ser una prioridad.

George Chamberlain, director gerente recientemente retirado de Kona Bay, propiedad de Hendrix Genetics, y presidente de la Global Aquaculture Alliance (GAA), dijo que no hay soluciones rápidas y fáciles para el control de enfermedades y que se deben tomar medidas en cada nivel de la cadena de producción y al nivel de gobiernos. Chamberlain moderará un panel de discusión sobre enfermedades emergentes del camarón en la próxima Conferencia GOAL 2020.

(Nota del editor: Consulte la ““Session No. 3, Health Check: Updates on Shrimp Disease Management and Finfish Welfare” el Dia 1, Martes, Oct. 6.).

“En los últimos cinco años, quizás el 70 por ciento de los criaderos y granjas en China han cambiado a reproductores tolerantes a patógenos específicos (SPT) para evitar la mortalidad y el crecimiento lento debido a [una variedad de enfermedades]. Dada la resistencia a múltiples patógenos de estas poblaciones, sospecho que los criaderos chinos han comenzado a utilizar reproductores criados en estanques durante esta crisis de COVID-19 con la expectativa de que los reproductores no se infectarán durante el crecimiento en estanques porque son SPT,” dijo Chamberlain. “Si bien es cierto que son SPT para los patógenos anteriores, no lo son para DIV1, enfermedad de las postlarvas de vidrio, EHP y otros patógenos.”

Immink enfatizó que para las enfermedades que causan preocupación en este momento, es imperativo que los gobiernos mantengan estrictos controles fronterizos internacionales sobre el movimiento de reproductores desde países externos hacia adentro.

“Dado que los productores y los criaderos necesitan importar más reproductores y larvas para mantener sus granjas en funcionamiento, están instando a los gobiernos a que accedan a los beneficios a corto plazo en lugar de la estabilidad a largo plazo,” señaló. “Puede que sea una decisión política difícil, pero necesitamos que les digan a los productores de camarón que no pueden importar camarón de un país específico a menos que existan más controles.”

Siga al Advocate en Twitter @GAA_Advocate


Ahora que Ud. ha terminado de leer el artículo ...

… esperamos que considere apoyar nuestra misión de documentar la evolución de la industria acuícola mundial y compartir el conocimiento expansivo de nuestra amplia red de colaboradores cada semana.

Al hacerse miembro de la Global Aquaculture Alliance, se asegura de que todo el trabajo pre-competitivo que hacemos a través de los beneficios, los recursos y los eventos para los miembros pueda continuar. La membresía individual cuesta solo $50 al año. Este año, los miembros individuales y corporativos de GAA reciben acceso gratuito a la conferencia virtual GOAL en octubre.

Hágase miembro ahora